La Chaya Maya de Mérida

Mi último viaje al sureste mexicano fue por tierra y de regreso dediqué poco más de un día a Yucatán. En escoger las actividades no hubo problema: dormir en Valladolid y conocer Chichén Itzá de día (donde por cierto, el espectáculo nocturno con luz y sonido está suspendido).

El dilema vino cuando hubo que elegir lugar para comer en Mérida, mi ciudad favorita después de México, D.F. Así qué de pronto hubo que escoger entre el clásico Los Almendros, la exquisita Pigüa o las delicias de la Chaya Maya. De inmediato me sorprendí buscando “La Chaya Maya” en Foursquare para tratar de llegar a ese local pequeñito en una esquina muy cercana a un gran estacionamiento.

Al llegar al fresco establecimiento de la Chaya Maya, encontramos el lugar lleno como siempre, pero lo que me encantó fue la amabilidad con la que su hostess nos explicó la situación y nos invitó a conocer su nuevo segundo restaurante a un par de cuadras del lugar. Un mesero nos condujo a la calle 55 (No. 510 entre 60 y 62) donde encontramos un restaurante mucho más grande en una casona con una entrada bonita, las mesas alrededor de un hermoso patio, salones y una cocina muy amplia y limpia. Al igual que en el otro lugar, un par de mujeres echan tortillas en un comal, ataviadas con el traje típico de Yucatán (el que invariablemente me recuerda a Mamá bailando la Jarana Yucateca, pero esa es otra historia que debe contarse en otra ocasión).

Tortillitas hechas a mano <3

Mis recomendaciones:

Empieza con una Sopa de Lima.
Si no conoces la comida de la región, pide una Tradición Yucateca para que pruebes 4 platillos.
La clásica Cochinita Pibil es imperdible.
El Relleno Negro (está muy bien servido de pavo, piénsalo 2 veces si no te encanta la sequedad de esa carne). El relleno es una especie de mole elaborado con chiles carbonizados, no lo confundas con la rellena o relleno de otras regiones que es sangre embutida y cocida… ¡nada qué ver!
Acompaña esta deliciosa comida con Agua de Chaya. Si crees que es demasiada clorofila, también hay agua de horchata o pide una Montejo bien fría.

¿Postre? cruza la calle y encuentra ki’XOCOLATL la chocolatería perfecta! Te recomiendo el Dark Chocolate con Pimiento Rosado.

Además…

Hay para desayunar, comer y cenar. La Chaya Maya abre a las 7 am y cierra a las 11 pm. Sábados y domingos abre a la 1 pm.

Los meseros son súper amables y conocen el menú.

No tendrás problema con la facturación. Sólo te piden tus datos en un talón, te dan el número de folio para darle seguimiento y en un par de días recibes la factura electrónica. ¡Muy bien!

¿No sabes qué es la chaya? Pregúntale a un mesero, te llevará al jardín para que la conozcas ;)

This entry was posted in ofertas para viajar, viajar and tagged , , , . Bookmark the permalink.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *