Iker Jiménez: «Nunca me han gustado las mujeres misteriosas en el amor»